sábado, 16 de marzo de 2013

Funciones y componentes del sistema linfático

El sistema linfático es un sistema de vasos, completamente independiente, originado en espacios tisulares (espacio entre las células, también conocido como intersticio) del cuerpo. Como sistema accesorio, permite el flujo de líquidos desde los espacios tisulares a la circulación. Este sistema cumple varias funciones y consta de capilares linfáticos, vasos linfáticos, conductos linfáticos y ganglios linfáticos. El líquido tisular de los vasos linfáticos se conoce como linfa. Ésta generalmente es transparente y contiene gran número de: leucocitos (particularmente linfocitos), unos cuantos eritrocitos y unas cuantas plaquetas. 



Funciones del sistema linfático
Este sistema tiene tres funciones principales:
  • Conservación de proteínas y líquido plasmático
La circulación linfática se encarga de regresar al sistema circulatorio sustancias vitales como las proteínas que han salido de los capilares junto con líquido intersticial acumulado.
  • Defensa contra enfermedades
El sistema linfático protege al cuerpo contra la invasión de patógenos y otras sustancias extrañas. Esta defensa ocurre de dos formas diferentes:
1. Fagocitosis - es llevada a cabo por los macrófagos que cubren a los conductos de los gánglios linfáticos. Los macrófagos fagocitan (atraen para destruir) y digieren las materias extrañas que encuentra a su paso. Ver el video para entender mejor el proceso.



2. Respuesta inmunológica - resiste la invasión de microorganismos patógenos e identifica y destruye elementos que considera no propios del cuerpo. Esto es posible con la proliferación de dos tipos de linfocitos en los gánglios linfáticos. Estos linfocitos dan origen a células especializadas que producen anticuerpos o a células que inactivan al agente invasor.
  • Absorción de lípidos
Los linfocitos del intestino absorben los lípidos alimenticios del conducto digestivo. 

Componentes del sistema linfático
Capilares linfáticos
Son los vasos conductores más pequeños del sistema linfático. Es un tubo de pared delgada, formado por una capa simple de células endoteliales, que se une al tejido conectivo circundante a través de filamentos. Los capilares drenan la linfa dentro de los vasos linfáticos.

Vasos linfáticos
Son vasos más grandes que los capilares. Sus paredes están compuestas de 3 capas de células. Poseen válvulas que permiten el paso de la linfa en una sola dirección.
Componentes del sistema linfático y la unión con el sistema circulatorio
Conductos linfáticos - existen dos conductos linfáticos.
1. Conducto torácico - es el vaso linfático más grande del cuerpo. Se origina en el abdomen y recoge la linfa proveniente de tres vasos linfáticos mayores: lumbar derecho, lumbar izquierdo y tronco intestinal.

2. Conducto linfático derecho - es un vaso de tan solo centímetro y medio de largo, localizado sobre el músculo escaleno anterior.

El conducto torácico, se une al sistema circulatorio en la vena subclavia izquierda en su unión con la vena yugular interna izquierda, mientras el conducto linfático derecho, se une al sistema circulatorio en la vena subclavia derecha en su unión con la vena yugular interna derecha.

Ganglios linfáticos
Son cuerpos ovales pequeños que se encuentran a intervalos en el trayecto de los vasos linfáticos. Está formado por tejido linfático en una cápsula de tejido conectivo fibroso. Los ganglios funcionan en grupo y existen dos tipos:
ganglios superficiales - localizados en cuello (cervicales), axilas (axilares) e ingle (inguinales).
ganglios profundos - incluye los ganglios ilíacos, lumbares, torácicos, mesentéricos y portales.

Órganos relacionados al sistema linfático
Además de los componentes mencionados, existen 3 órganos relacionados al sistema linfático: el bazo, las amígdalas y el timo.

Bazo - es un cuerpo oval, vascular y blando localizado debajo del diafragma, en la parte superior izquierda del abdomen, detrás de las costillas. Sus funciones son:
  • destruir eritrocitos que ya han cumplido su ciclo de vida de aproximadamante 120 días.
  • producir anticuerpos.
  • servir de reservorio de sangre (particularmente eritrocitos). Esta reserva es liberada durante el ejercicio para suplir a los músculos de oxígeno transportado por los eritrocitos.
  • ayuda al sistema de defensa del cuerpo, ya que filtra los microorganismos que se encuentran en la sangre.
    Organos relacionados al sistema linfático. Ilustración de un gánglio linfático.

Amígdalas - protegen las vías respiratorias y digestivas de la entrada de alguna invasión bacteriana. Existen tres grupos de amígdalas: palatinas, nasofaríngeas y linguales.

Timo - es un órgano plano localizado detrás del esternón. Es uno de los controles centrales del sistema inmunológico.

Mecanismo inmunológico
El sistema linfático protege al cuerpo, atacando cualquier elemento que considere extraño. Se distinguen dos sistemas inmunológicos en los cuales se activan diferentes linfócitos. El primero se conoce como inmunidad humoral y se activa un sistema de células B que son los anticuerpos. Estos son efectivos contra infecciones bacterianas agudas producidas por estreptococos, neumococos, bacilos de la influenza y meningococos, además de las reinfecciones virales.


Células T y células B
 El segundo sistema es el de inmunidad celular, que produce las células T. Estas son células especializadas que se sensibilizan y responden a sustancias extrañas. Este sistema se activa para combatir virus, hongos, bacterias que causan infecciones crónicas. Además combate contra células malignas y órganos transplantados, identificándolos como cuerpos extraños.

¿Cómo se mueve la linfa?
Origen de la linfa
El movimiento de la linfa obedece al efecto de tres factores: por la acción del masaje del músculo esquelético sobre los vasos linfáticos; por la formación contínua de linfa (que empuja la linfa vieja); y por las pulsaciones de las arterias. Estos tres factores hacen que la linfa se mueva lentamente a través del sistema linfático.

domingo, 10 de marzo de 2013

Los peces: ¿cómo nadan?

El proceso de natación de los peces es tan natural que ni siquiera pensamos en él. ¿Cómo en ese medio líquido se pueden mover con tanta facilidad y gracia? Eso depende de diferentes factores. Existen peces de diferentes formas, así también existen diferentes formas de nadar.




El agua y la flotabilidad
La densidad del agua opone resistencia a lo que en ella se mueve. Los peces son más densos que el agua, por lo que tienden a hundirse. ¿Qué evita que esto ocurra? Existen peces que viven en el fondo marino, por lo que esto no representa un problema. Pero los demás que viven en otros niveles, necesitan mantenerse a flote para moverse. Algunas especies, como el tiburón (pez cartilaginoso), necesita desplazarse constantemente para mantenerse vivo. Lo que permite su flotabilidad es su hígado grasoso de gran tamaño. 

En este diagrama de la anatomía de un pez, se muestra, circulado en rojo,
la vejiga natatotia y el músculo rojo. 

Mientras otros peces, como el lucio (pez óseo), pueden permanecer inmóviles, ya que tienen una vejiga inflable o natatoria, que lo mantiene a flote. La vejiga se llena de gas y la cantidad del mismo es controlado dependiendo de las necesidades del pez en ese momento.

Formas de nadar
Identificación de las aletas de los peces.
Además de la flotabilidad, la forma de nadar de los peces está determinada por la forma de su cuerpo y las aletas de las que disponen. Mientras más hidrodinámico es el cuerpo del pez, menos resistencia le ofrece el agua para desplazarse. 

Pez espada: cuerpo hidrodinámico
Por ejemplo, el pez espada puede alcanzar una velocidad superior a las 60 millas por hora, gracias a su diseño hidrodinámico. Por el lado contrario, está el caballito de mar, que por su forma poco hidrodinámica es un nadador muy lento. Aunque puede batir su pequeña aleta dorsal unas 35 veces por segundo, la posición vertical de su cuerpo no le permite desplazarse con rapidez.
Caballito de mar mostrando su aleta dorsal.
La mayoría de los peces, para desplazarse por el agua, realizan movimientos ondulantes. Estos movimientos transmiten ondas desde la cabeza hasta la cola (aleta caudal), impulsando al pez hacia adelante, venciendo la resistencia del agua. Los peces como las mantarrayas utilizan sus amplias aletas pectorales como si fueran alas, dando la impresión de volar bajo el agua. La anguila serpentea (movimiento parecido a las serpientes) para desplazarse. Muchas especies de peces planos generan una fuerza propulsora interesante. Para lograr dicha propulsión, el pez traga agua por la boca y la expele con fuerza por las agallas.



Músculos para nadar
Mantarraya
Los peces que nadan toda su vida sin cesar, deben hacerlo para mantener sus branquias en funcionamiento. Si dejaran de nadar, podrían morir. Para lograr esta hazaña, estos peces poseen dos tipos de músculos: uno para movimientos lentos y otro para movimientos que requieran rapidez.
Tiburón
Estos músculos están localizados a los lados del pez, bajo la piel. Uno de ellos es el músculo rojo, rico en sangre. Este músculo permite al pez nadar a una velocidad constante y lenta. Esto es así, porque este músculo le suple de combustible en forma de oxígeno y grasa. Mientras el pez se alimente y respire, el combustible siempre estará disponible.

El otro músculo es el blanco, con una provisión menor de sangre y que provee al pez con glicógeno (un carbohidrato). El músculo blanco está debajo del músculo rojo y su función es proveerle al pez una enorme cantidad de fuerza cuando es necesario, como por ejemplo, cuando tiene que escapar de un peligro o cuando va a atrapar a una presa. La limitación del músculo blanco es que solo puede ser utilizado en breves estallidos. El glicógeno al descomponerse produce ácido láctico si el uso es prolongado, causando fatiga en el sistema del pez, lo que podría dejarlo vulnerable.


miércoles, 6 de marzo de 2013

Clasificación de los huesos del esqueleto humano

El esqueleto humano consta de 206 huesos clasificados según su forma. La parte axial, está compuesta por la cabeza (28 huesos), el hueso hioides, las vértebras (26 huesos), las costillas (24 huesos) y el esternón. La parte apendicular, está constituída por: las extremidades superiores y el área escapular con 64 huesos; mientras que en las extremidades inferiores y el área pélvica hay 62 huesos. 

Los huesos están formados por dos tipos de tejidos: compacto y esponjoso. El compacto es denso y de mucha fortaleza. El esponjoso tiene muchos espacios abiertos, dando una apariencia esponjosa al mismo.





Clasificación de los huesos
Los huesos del ser humano se clasifican de acuerdo a su forma. Existen 5 tipos de huesos: largos, cortos, planos, irregulares y sesamoideos.
Tipos de hueso del esqueleto humano

  • Ilustración de los huesos largos 
    Largos
El hueso largo está configurado por una zona cilíndrica (diáfisis) y dos extremos llamados epífisis. La diáfisis está formada por tejido compacto, engrosado en la parte media y con una corvatura que le provee resistencia al hueso. En el interior de la porción cilíndrica está la cavidad de la médula. Los extremos de la diáfisis y las epífisis están formadas por hueso esponjoso rodeado de hueso compacto. Algunos de los huesos largos son: tibia, radio, peroné.

  • Huesos cortos: carpos y tarsos
    Cortos
Los huesos cortos tiene forma irregular. Son de tejido esponjoso cubierto por una delgada capa de tejido compacto. Los carpianos y tarsianos son huesos cortos.

  • Huesos planos
    Planos
Los huesos planos están donde se necesita protección de las partes blandas del cuerpo. Estos huesos están compuestos de tejido esponjoso encerrado por dos láminas planas de tejido compacto. Ejemplos de dichos huesos son: cráneo, costillas, omóplatos.

  • Vertebra: tipo de hueso irregular
    Irregulares
Tienen una forma característica y diferente. Están compuestos por tejido esponjoso cubierto por tejido compacto. Estos huesos son los de las vertebras y los huesillos del oído.


  • Rótula (hueso sesamoideo)
    Sesamoideos
Son huesos pequeños y redondeados. Normalmente se localizan junto a articulaciones y su función es incrementar la función de palanca de los músculos. Un ejemplo de un hueso sesamoideo es la rótula (patela).

domingo, 3 de marzo de 2013

Características generales de las células procariotas

 Este grupo de células está clasificado como microorganismos del Reino Monera y está comprendido por las bacterias y las cianofíceas (algas azules). Las células procariotas son sencillas y muy pequeñas (desde una fracción de micra [millonésima parte del metro] hasta dos micras). Su organización estructural consta de: cápsula, pared celular, membrana plasmática, citosol, inclusiones, vacuolas gaseosas, ribosomas, región nuclear (no tienen un núcleo definido), flajelos y pelos (fimbrias), presente en algunas especies. No tienen membrana nuclear ni orgánulos membranosos.

Célula procariota y sus estructuras

Funciones de la célula procariota
Por ser un organismo unicelular y autónomo, es capaz de fabricar las miles de enzimas que necesita para su metabolismo. Al constar de una sola célula debe realizar las funciones básicas de una célula y las funciones propias de un organismo.
  • Protección - para tener mayor resistencia al ambiente externo, la membrana plasmática está rodeada de una pared celular.
  • Metabolismo - las células procariotas tienen un metabolismo completo para utilizar las sustancias nutritivas indispensables para su crecimiento y reproducción.
  • Adaptación - tienen una capacidad de adaptación increíble, que le permite sobrevivir resistiendo los cambios ambientales. Por tal razón, estas células pueden ser encontradas en todos los ambientes. Incluso, su capacidad adaptativa y evolutiva hacen posible la aparición de nuevos organismos.
  • Reproducción - tiene una capacidad reproductiva muy elevada, pueden mutar espontáneamente para adaptarse a las alteraciones del ambiente. Las mutaciones que son nocivas son eliminadas rápidamente, mientras que las útiles las multiplican con gran velocidad.

Morfología celular de las procariotas
Estos microorganismos tienen formas celulares características, influídas por el medio ambiente, lo cual afecta su funcionamiento y estabilidad.
  • Cocos
    Disposición de los cocos
    Son bacterias redondas o ligeramente esféricas de 1 µm (micra) de diámetro. Tienen mayor resistencia a la desecación, al distorcionarse menos que otras formas. Según la disposición que forman al agruparse, son denominados en: estreptococos (cuando forman una cadena, una detrás de otra) y estafilococos (cuando se aglomeran o forman un montón), aunque pueden estar en parejas (diplococos) o aislados.
  • Basilos
    Son bacterias alargadas en forma de bastoncitos. Pueden medir de 1.5 a 5 µm de largo y 0.8 µm de ancho. Su forma les permite tener mayor superficie expuesta, por lo que pueden obtener nutrientes del medio ambiente más rápidamente.
Morfología básica de las bacterias
  • Espirilos
    La forma de estas bacterias es espiral o helicoidal, pueden ser largos y muy delgados. Se desplazan con un movimiento de sacacorchos.
  • Vibriones
    Son cortos, rechonchos y en forma de coma. Miden de 2 a 3 µm de largo.

Influencia de las procariotas en la vida del hombre
La diversidad de microorganismos existentes influye de distinta manera en los ambientes donde viven. Algunos son patógenos (causantes de enfermedades), otros son perjudiciales al provocar cambios en la naturaleza de las cosas. Por ejemplo, pueden causar corrosión en materiales metálicos, acidificar la leche, dañar los alimentos, etc. Por otro lado, muchos de estos microorganismos son beneficiosos y de gran importancia ecológica. 

Ciclo de la materia
Algunas especies forman parte de la flora intestinal de los animales, necesarias en el proceso digestivo. También son las responsables de la descomposición de materia muerta (vegetal o animal), devolviéndole al suelo los nutrientes que necesitan las plantas para sus distintos procesos vitales. 

Cianofíceas (algas azules)
Las cianofíceas, al igual que las bacterias fotosintéticas son productoras de oxígeno, elemento esencial para la vida en la Tierra. Por lo tanto, los beneficios que obtenemos de las células procariotas son mayores que los efectos nocivos que puedan causarnos. 


viernes, 1 de marzo de 2013

Referencias anatómicas para describir el cuerpo

Como modo de facilitar el trabajo de los anatomistas, se ha desarrollado un sistema de referencias que ofrece uniformidad en la descripción del cuerpo humano. A partir de la posición anatómica establecida, donde el cuerpo está parado, erecto, mirada hacia el frente, brazos extendidos a los lados y palmas de las manos hacia delante. Este sistema está basado en: la dirección, los planos, las cavidades y las unidades estructurales del cuerpo.





Sistema de referencias
Dirección
Se han establecido las siguientes direcciones:
  • Referencia basada en la dirección
    Superior - más alto o encima de. Ejemplo: el corazón es superior con respecto al estómago.
  • Inferior - más bajo o por debajo de. Ejemplo: el pie es inferior con respecto a la rodilla.
  • Anterior (ventral) - hacia delante. Ejemplo: el abdomen es anterior a la espalda.
  • Posterior (dorsal) - hacia detrás. Ejemplo: los talones están posterior con relación a los dedos de los pies.
  • Cefálico (craneal)  - en dirección hacia la cabeza.
  • Caudal - en dirección opuesta a la cabeza.
  • Medial - más cerca de la línea media del cuerpo.
  • Lateral - hacia los lados, fuera de la línea media.
  • Proximal - cerca del punto de origen. Ejemplo: el pulgar está proximal a la muñeca.
  • Distal - lejos del punto de origen. Ejemplo: el pulgar está distal con respecto al codo.


Planos 
Referencia basada en los planos
El cuerpo está dividido en planos que lo atraviesan:
  • Sagital - divide el cuerpo verticalmente en dos lados: derecho e izquierdo.
  • Transversal u horizontal - divide el cuerpo horizontalmente en dos mitades:superior e inferior.
  • Frontal o coronal - divide el cuerpo verticalmente en anterior (ventral) y posterior (dorsal).



Cavidades
Referencia basada en las
cavidades corporales
El cuerpo humano está dividido en dos cavidades principales, que a su vez están subdivididas.
  • Cavidad ventral - contiene las cavidades torácica y abdominopélvica. Esta cavidad contiene los órganos que se encargan de mantener la homeostasis del cuerpo.
  • Cavidad dorsal - compuesta de las cavidades craneal y raquídea. La cavidad dorsal contiene las estructuras del sistema nervioso, que se encarga de coordinar las funciones corporales.


Unidades estructurales
Este sistema de referencias se subdivide en células, tejidos, órganos y sistemas.
  • Células - componente básico de toda materia viviente. Están compuestas de proteínas, lípidos, carbohidratos y sales inorgánicas. Realiza todas las funciones necesarias para su propio mantenimiento: metabolismo, respiración, digestión, asimilación, excreción, y reproducción.
  • Tejidos - están compuestos por las células y sustancia intercelular. Estas células comparten un mismo aspecto, función y origen embrionario. Los tejidos se pueden agrupar en 4 categorías: epitelial, conectivo, muscular y nervioso.                                                                                                
    Referencia basada en las unidades estructurales del cuerpo humano
  • Órganos - conjunto de tejidos que desempeñan una función común. Ejemplo: riñones, corazón, piel, etc.
  • Sistemas - conjunto de órganos que se agrupan para llevar a cabo determinada función en el cuerpo. Por ejemplo, el sistema urinario está compuesto de los siguientes órganos: riñones, uréteres, vejiga urinaria y uretra. 

ARTICULOS RELACIONADOS
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...