jueves, 26 de julio de 2012

Los monos y la medicina natural

La naturaleza tiene el remedio curativo para la mayoría de las enfermedades que aquejan al reino animal, incluído el hombre. Solo debemos observar y dejar a un lado nuestra conciencia y permitir que aflore nuestro instinto primitivo. Los animales conocen muy bien esto, ellos saben como sanarse, que plantas ingerir de acuerdo a su necesidad. Este es el caso de los monos, que utilizan la medicina natural para resolver sus problemas de salud y otros particulares.

La medicina de la naturaleza
Especie de macacos
Macacos encontrados en Puerto Rico y Nepal, cavan agujeros en la tierra, y de lo más profundo del hoyo toman tierra y se la comen. En un principio se pensaba que era para alimentarse de los insectos, pero en un estudio realizado a la tierra se descubrió que además de los minerales, contenía una sustancia con propiedades antidiarreícas, ayudando a los monos a evitar las diarreas.

Chimpancé




En Tanzania, se vió con asombro, como una chimpancé que estaba aparentemente muy enferma y débil, sin muchas fuerzas para moverse, se arrastró como pudo hasta un bosquecito de plantas. Al llegar a una de las plantas, arrancó algunas hojas y comenzó a chupar el néctar de su tallo. Al siguiente día, la chimpancé estaba totalmente activa, sin rastros de enfermedad o debilidad.

Especie de Aspilia


Para erradicar parásitos y hongos, los chimpances africanos mastican las hojas de una planta de la especie Aspilia. Esta planta parece no tener muy buen sabor para los monos, ya que ponen cara de disgusto o hasta vomitan cuando la mastican. Pero a pesar de eso, los monos la utilizan cuando es necesario.

Se ha observado también, que para la época de lluvias, los monos consumen más plantas medicinales. Los investigadores opinan que este comportamiento es preventivo, debido a que en esta época la incidencia de neumonía y otras enfermedades es mayor.

Natalidad y fecundidad
Monos aulladores de Costa Rica
¿Los monos eligen el sexo de sus hijos? Los científicos piensan que es posible. Los monos aulladores de Costa Rica parecen conocer el secreto para elegir el sexo de sus hijos. Durante muchos años de estudio se ha visto como estos monos paren camadas completas de machos solamente y ocasionalmente de solo hembras. Se ha observado que durante la época de apareamiento las hembras, antes y después de la cópula, comen de una planta específica. Los investigadores creen que esta planta altera la acidez en la vagina. Dependiendo de la acidez, beneficiaría a determinados espermatozoides, X o Y. Esto las monas parecen conocerlo muy bien, ya que estas plantas no son consumidas en ningún otro momento, controlando así su fecundidad.

Monos muriqui de Brasil
Por otro lado, las monas muriqui de Brasil, después de haber parido, buscan las hojas de un árbol específico y consumen una gran cantidad de ellas. Examinando las hojas, se descubrió que las mismas contienen isoflamidas. La isoflamida es una sustancia que actúa como el estrógeno, reduciendo así la fertilidad de las monas. Es un anticonceptivo natural. Esta es su forma de prevenir embarazos muy seguidos.

Como hemos visto, la naturaleza está disponible al servicio de quien la necesite, solo es cuestión de conocerla.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...